DIAGNÓSTICO

El diagnóstico tiene como finalidad conocer los problemas ortodóncicos del paciente para elaborar un correcto plan de tratamiento. Estos problemas se conocen en ortodoncia como maloclusiones. Oclusión es la forma en que ajustan los dientes. Nuestro objetivo es conseguir una correcta oclusión. Es de gran importancia clasificar con acierto la maloclusión (o maloclusiones) que presenta el paciente para diseñar el plan que nos lleve a conseguir la buena oclusión. A continuación mostramos algunos tipos de maloclusiones que pueden presentar los pacientes.